SOPA EXQUISITA

Aprovechando los frios otoñales y que aún podemos encontrar algunos tomates en la feria, preparé esta receta que responde al desafío de las chicas de @espacioculinario, de preparar una Sopa desde Cero, sin utilizar bases preparadas llenas de químicos y sodio innecesario, solo condimentando y preparando el caldo base.

Esta idea me pareció espectacular, ya que lo más común es que en casa se prepare una “sopa de sobre” para el frío, eligiéndola por la simplicidad de su preparación, desconociendo que hacer algo natural, sin condimentos pesados es más simple de lo que parece.

En esta receta les presento una opción, fácil (no hay que tener precisión en el corte de los vegetales), rápida, saludable y por sobretodo exquisita. Además es económica, ya que lo único especial son los tomateros secos y los ingredientes se pueden variar a gusto.

Para una olla de la que comen 6 personas:

-1 tomate grande cortado en cuartos

-1/2 taza de tomatitos secos hidratados (son fáciles de encontrar en cualquier súper y una bolsa estándar rinde para varias veces, se hidratan unos minutos con agua hirviendo. De todas formas se puede reemplazar por otro tomate entero, pero el sabor no quedará tan espectacular)

-2 dientes de ajo machacados

-1/2 cebolla pequeña cortada en cuartos

-una ramita de perejil

-2 cucharadas de pimiento morrón picado

-1 zapallo italiano grande cortado en trozos (o dos zapallos chicos)

-CONDIMENTOS: sal de mar, pizca de pimienta, tomillo seco, orégano seco.

-5 cucharadas de aceite de oliva

-Agua hirviendo

-Queso parmesano para espolvorear

Primero, poner en una olla aceite de oliva y calentar. Agregar la cebolla, el ajo, el morrón, el tomate, la ramita de perejil y dorar. Luego agregar el tomillo, el orégano y la pimienta. agregar el tomate seco hidratado con su agua y el zapallo. Remover unos minutos y colocar agua hirviendo hasta tapar los vegetales. Cuando rompa el hervor, bajar el fuego y dejar cocinar 20 minutos para se integren los sabores. Luego apagar el fuego y reposar hasta que se enfríe un poco. Licuar bien.

Volver la sopa a la olla y calentar antes de servir, espolvoreando con queso parmesano.

Realmente deliciosa, y desde cero tenemos una sopa llena de nutrientes y sabor.

Con cariño,

Nati

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *